Desde los primeros momentos en el que los palacios de la Alhambra fueron habitados por los Reyes Católicos, el ajuar que queda fue protegido, reutilizado y disfrutado en la nueva Corte.

A lo largo de los siglos, los objetos y restos arquitectónicos conservados se disponían decorando las estancias y también se almacenaban en diferentes espacios del Recinto.

Esta pieza única será valorada como obra de arte en periodos posteriores, trasladada y reutilizada en la Granada zirí en el palacio de Badis y posterior reubicada en la Alcazaba de la Alhambra en época de Muhammad III en 1305.

xxx pic shower titsbobs-8

En este espacio de introducción a la cultura hispanomusulmana se exponen tres aspectos importantes: La ciencia se representa con un reloj de sol, en la que se muestran las indicaciones de las horas del día, entre las que se destacan las de oración; los signos zodiacales; los arcos de los solsticios de invierno y verano y las dos líneas de la sombra proyectada por el sol en los equinoccios.

En segundo lugar dos coranes representan la Palabra Sagrada escrita en páginas miniadas con palmetas en los bordes.

Los ejemplares de piedra tallada (placas decorativas, pilas, columnas), presentan gran calidad decorativa y avance técnico, desde la influencia de temas clásicos hasta conseguir soluciones propias estéticas del estilo califal.

Los objetos domésticos explican el valor del ajuar doméstico, con exquisitos ejemplos de objetos para la iluminación con temas figurativos como candiles o pequeños braseros labrados en piedra.

La vajilla manifiesta la especialización de objetos adaptados a su uso, en la cocina o en la mesa.

Las piezas de lujo presentan una riquísima variedad de temas ornamentales en lo que serán los colores característicos califales, blanco, azul y manganeso.

El Museo de la Alhambra se ubica en la planta baja del Palacio de Carlos V, dentro del recinto de la Alhambra, está distribuido en siete salas, la primera de contenido temático y las restantes ordenadas cronológicamente.

el Museo de la Alhambra ofrece al visitante una posibilidad única de contemplar objetos artísticos o arquitectónicos del Monumento, ligados a la Cultura que lo originó, valiéndose para ello de las más modernas técnicas museísticas.

Posteriormente se fueron reuniendo por conservación aquellos hallazgos procedentes de las excavaciones realizadas en la Alhambra.